El piloto cartameño Paco Ortiz y Francisco Gil con su bonito Citroen DS3 R3T en la tercera de las mangas justo cuando más apretó la lluvia. Datos de la foto: Nikon D500+Nikkor 70-200. Velocidad 1/500 – f/4,0 – ISO 800 y lo más importante: un paraguas grande.

Cuando en su día me puse a hablar sobre una foto cada lunes, lo hice con la intención de comentar una imagen de alguna de las pruebas que ese fin de semana previo se habían realizado y el que escribe hubiese estado. Por fin hemos tenido prueba y por tanto no pierdo la ocasión de mostrar en una foto característica  lo que fue la pirmera cita automovilística en Andalucía en este año 2021.

El tramo de Casabermeja, que es donde se hizo este Rally-Crono, no defraudó. Si ya esta carretera de por sí difícil le sumamos la lluvia; los truenos; el viento  y hasta el granizo en la zona de Puerto Marín, pues directamente se habrá convertido en un auténtico infierno para muchos de los participantes que, por primera vez, entraba en contacto con él. Incluso para los que ya conocían des sus dificultades habrá resultado complejo. Como dijimos en el anterior “los lunes, foto” un tramo con la bien ganada fama de mítico.

En definitiva, un tramo de la vieja escuela, o como algunos  dice ahora: “old school”, que siempre que se meten términos en inglés nos parece todo más “cool” para ampliar el “target” y de paso quedar retratado (“shooting”) como moderno y de estos tiempos.

La cuestión que, el bueno del onubense Carlos Rodríguez y su copi Esther Gutiérrez, no sin dificultados y alguna librada épica, se anotaron la primera carrera del año sobre el asfalto convertido en cristal de la A-3101. Pero si hubo un nombre que me aprendí ayer fue el de Miguel Grande. Este joven extremeño de 19 años finalizó segundo con su Ford Fiesta R2T. Estaremos pendiente a su trayectoria y ojalá disponga de recursos para poder seguir desarrollando su innegable habilidad para llevar un coche rápido.

Estaba pensando en ponerle a esta sección a partir de ahora “shooting en el weekend”… pero creo que lo dejaré “to be” (estar)